miércoles, 13 de enero de 1993

ETICA PERIODÍSTICA

“La retórica del periodismo” se titula el discurso leído por Francisco Ayala el 25 de noviembre de 1984, en el acto de recepción como miembro de la Real Academia Española. En este ensayo, analiza el lenguaje como portador de un tipo de mensaje, dirigido a influir en el receptor. El periodismo –señala- no sólo vende ideas, sino que al hacerlo se transforma en un órgano de opinión pública y, por tanto, en un instrumento de acción política. Desde este punto de vista, vincula la retórica periodística con un antecedente remoto, la retórica oratoria, “cuyos recursos se precisaron y afinaron en la controversia forense con vistas a desacreditar las razones del adversario, impresionando al auditorio y captándolo a favor de las propias” (1).
En septiembre de 1988 se llevó a cabo en el Plaza Hotel de Buenos Aires el Tercer Encuentro de Periodistas Latinoamericanos (2). Durante las jornadas se escucharon treinta y cinco disertaciones que giraron en torno del tema de la mejora de la información y el papel del periodismo en el mundo del presente y del futuro; asistieron a este encuentro treinta extranjeros de quince países y se acreditaron periodistas de ciento veinte medios escritos y audiovisuales nacionales y del exterior. El evento fue organizado por un comité de ex becarios de PGLA (Programa de Graduados Latinoamericanos de la Universidad de Navarra), quienes recibieron el aporte de fundaciones, diarios y empresas.
Entre las cuestiones analizadas destacamos el periodismo de investigación, la excelencia en los medios escritos y audiovisuales, comentarios acerca del periodismo estratégico, la dirección de profesionales, el futuro de la información en América Latina y la auditoría ética de las empresas informativas. Partiendo de la convicción de que los medios funcionan como la conciencia activa de la sociedad y como un espejo en el que los hombres pueden verse reflejados, se exhorta a los periodistas a intentar un mejoramiento de la comunicación, alejándola de las presiones que pueden deformarla; la información –afirma Pablo Sirvén- es un instrumento del progreso, la solidaridad social y la verdad, que involucra tanto los cerebros como los corazones. A la convergencia de ética y tecnología apuntaron las ponencias dirigidas a los profesionales de la especialidad. Ellos fueron los protagonistas del encuentro y también los hacedores del cambio que se propuso en las reuniones, porque –citamos a Claude Jean Bertrand- “La supervivencia de la humanidad depende del crecimiento de la consolidación de la democracia y la consolidación de la democracia depende de la libertad de prensa”.
María Teresa Herrán y Javier Darío Restrepo, destacados periodistas colombianos, se propusieron en su obra Etica para periodistas (3) “seguir el camino esencialmente práctico del ejercicio profesional y de los dilemas éticos que plantea”. Se ocupan de la definición de ética y su relación con la moral y señalan que, en el caso del periodismo, ética y técnica son inseparables, ya que si una información no es ética, tampoco tendrá calidad técnica. Esto no sucede, por ejemplo, con un médico, que puede deslindar –a criterio de los ensayistas- absolutamente ambos aspectos de su profesión.
Analizan numerosos códigos nacionales e internacionales, con la intención de extraer de ellos los valores comunes a todos, para poder formar una idea del periodista que se desea lograr en todo el mundo. Es decir que se busca conocer los rasgos que caracterizan la ética del periodista en cualquier lugar del orbe. De la confrontación realizada se deduce que son los siguientes: la veracidad, el secreto profesional, el rechazo de ventajas personales, la ética relacionada con la libertad de información, el rechazo del plagio, la independencia, la solidaridad gremial, el respeto de la fama e intimidad ajenas, la responsabilidad, la información comprobada y completa, el servicio a la comunidad y la obligación de rectificar y derecho a réplica.

Notas
1. Ayala, Francisco: La retórica del periodismo y otras retóricas. Madrid, Espasa-Calpe, 1988.
2. Varios autores: La excelencia informativa. PGLA. Buenos Aires, Atlántida, 1989.
3. Herrán, María Teresa y Restrepo, Javier Darío: Etica para periodistas. Bogotá, Tercer Mundo Editores, 1992.

No hay comentarios:

Publicar un comentario